Despertar (cuentos)


despertar , por aminúscula.

La mujer-no-domada acaba de despertar tras décadas o siglos de sueño profundo...

Seca sus lágrimas, abre sus brazos al mundo y a la vida pese a los ceños fruncidos con el que los mortales muestran su desaprobación. Sabe que no volverá a dormirse, sabe que nunca fue domada, tan sólo acallada. Sabe que ella ya no es una simple mortal.
La mujer-no-domada ahora sostiene el cielo sobre las palmas de las manos.

10 comentarios:

  1. La mujer no domada despierta a la vida, a su propia vida, no a la impuesta por el rebaño. Es solitaria aunque no está sola y su mundo está lleno de paisajes, de posibilidades, sin límites. La mujer no domada tiene algo que no tienen otras: su propio espacio, su libertad...

    Un besito, amiga

    ResponderEliminar
  2. siempre las ha sostenido, pero ahora se ve.
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Ánimo aminúscula, ya ves que tienes una gran fortaleza y puedes con todo el orbe celestial. Besos.

    ResponderEliminar
  4. La mujer "no domada" sostiene su condición...

    ResponderEliminar
  5. ala! me encanta...
    me mandarías un mail con tu dire de correo a bettyylavida@yahoo.es? saludos

    ResponderEliminar
  6. Y yo brindo por esa mujer...
    Me encanta el dibujo de hoy, se ve tan libre...

    Mi guzta!!!

    ResponderEliminar
  7. ...Y al que le pese que reviente.

    Muchos besos A, tus cuentos son cada día mejores y si a ello le sumamos tus preciosos dibujos, qué decir...

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Hoy, con tus palabras y con la imagen que las acompaña, me has recordado un libro...
    "Mujeres que corren con lobos"
    ;-)
    ¿lo conoces?


    besito

    ResponderEliminar
  9. Es un libro estupendo que me hizo estremecer, que aún me hace estremecer, creo que hablé de él en mi primera etapa blog (¿recuerdas "aMINUSCULA?)...

    Estos días me ronda por la cabeza (lo leí presado, pero estos días siento la necesidad de comprarmelo, una neesidad imperiosa) ...lo habré trasmitido inconscientemente.

    Un beso Almena, guapetona.

    ResponderEliminar
  10. ajá, ¡claro! fuiste tú! recordaba que lo compré porque alguien (en cuyo criterio ya confiaba) lo había recomendado en su blog :-)
    ¡y no recordaba que habías sido tú! fue una estupenda sugerencia.

    ah, y ¿cómo no recordar aMINUSCULA?

    besito

    ResponderEliminar