La espera



Con los ojos puestos en los horizontes, ella espera. Tal vez mañana, o dentro de un mes... o tal vez nunca.

A escondidas de sí misma piensa que nunca será, pero aún así espera, quieta. Completamente quieta. Eternamente quieta.

6 comentarios:

  1. A veces hay que saber moverse y tomar algo de iniciativa.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hace poco yo me sentía así. Aunque si me lo pienso mejor; aún, algunas veces...
    Son etapas en la vida que se han de pasar creo. Luego, desde la ventana asomada, ves abajo las imágenes de aquellos momentos y ya los sientes tan lejanos...
    Lo que ocurre, en mi caso, es que soy reincidente :(
    Abracitos!

    ResponderEliminar
  3. No me niego a esperar, siempre esperamos algo; pero quieta? sería incapaz...

    Besitos

    ResponderEliminar
  4. Que la esperanza nunca la abandone porque no existen imposibles para una mirada alerta.

    ResponderEliminar
  5. creo que "demasiado" quieta...
    Saludos

    ResponderEliminar